Domingo, 22 de octubre de 2017
Twitter Facebook Google Plus Youtube

CÉSAR MILLÁN

0

Cesar Millan

Se llama César Millán y es capaz de adiestrar a un perro ¡en tan solo unas horas! Gracias a su capacidad para entender y enseñar a los perros, se ganó su apodo de Encantador de perros. Ahora, el adiestrador más internacional llega a España con El líder de la manada

¿Hay diferencias entre los perros españoles y los americanos?
La diferencia está más en las personas que en los perros. No depende tanto del lugar como de la actitud hacia ellos.
Cuesta más hacerle entender a los dueños cómo comportarse con sus perros.

¿Cuánto tiempo necesitas para educar a un perro?
La rehabilitación no tiene tiempo. Solo hay que tener paciencia y descubrir qué motiva al perro: la comida, los juguetes o tú.

¿Te has encontrado alguna vez algún perro rebelde que no hayas conseguido mejorar su actitud?
Cada perro es un mundo. Por ejemplo, tardé ocho meses en rehabilitar a una perrita que tenía pavor a los sonidos fuertes, pero a un perro agresivo puedes rehabilitarlo en horas. Es mucho más difícil entrenar a un perro que tiene miedo porque tienes que trabajar su autoestima.

¿Qué hay que hacer si te ataca un perro?
Hay que seguir el ejemplo de los gatos. Cuando un perro ataca a un gato, este se queda inmóvil. Entonces, el perro lo olfatea y si el gato se queda parado, ¡el perro se va! Así que la única forma de evitar el ataque de un perro es hacerse el muerto. Pero la gente hace lo contrario.

¿Es bueno dar besos a los perros?
El beso a un perro en realidad es el dueño autosatisfaciéndose, no es un beneficio para la mascota. Es lógico quererlos pues son pura honestidad, integridad, lealtad y amor incondicional. ¡Pero es ridículo considerarlos humanos!

¿Son mejores unas razas que otras?
Todos los perros son iguales, los que cambian son los dueños. Para mí, la raza no es importante. Es más miserable un perro rico y malcriado que un perro pobre y bien cuidado.

¿Cuál es la regla de oro para educar a un perro desde el primer momento?
Son tres: ejercicio, disciplina y afecto.